lunes, 21 de febrero de 2011

351/365

Luego nos van vendiendo que hagamos deporte..... ¡coño!.... ¡¡repón los aros!!
La triste realidad es que muchas de las inversiones mueren por falta de mantenimiento